Navigation

Una pareja suiza que 'le da el clima a la Argentina'

Juan Manuel y Ana María Hörler, una pareja muy comprometida con el cambio climático. swissinfo.ch

Juan Manuel Hörler y su esposa Ana María son, probablemente, las personas más indicadas para hablar sobre el clima.

Este contenido fue publicado el 17 diciembre 2004 - 09:03

Meteorólogo él y economista especializada en recursos naturales ella, forman la dupla suizo-argentina que da vida a ‘Meteo HL’, una consultora de proyectos en meteorología aplicada.

En el marco de la COP10 y cuando el mundo recibe la noticia de que el calentamiento de la Tierra dejó al 2004 como el cuarto año más cálido desde que se iniciaron los registros climáticos en 1891, swissinfo conversó con ellos sobre la Cumbre, las expectativas y los pronósticos que general.

Para Juan Manuel, quien participa de la Conferencia como presidente del Centro Argentino de Meteorólogos (CAM), la noticia no resulta, seguramente, sorpresiva:

“En el mundo se está discutiendo mucho la mitigación de los efectos de los gases que provocan este efecto invernadero y Europa está muy avanzada en esto”.

Para el especialista, quien pronostica en forma habitual el clima en la TV argentina, en el país recién comienza a tomarse conciencia de los efectos del calentamiento global:

“Que esta conferencia se realice en Argentina, tiene una relevancia ‘política’ sumamente importante. Con respecto al tema del ‘efecto invernadero’, la Argentina contribuye muy poco al cambio climático en cuanto a su contaminación (no llega al 0,65%), pero sí recibe los efectos del calentamiento global en forma bastante considerable”

“Por lo tanto, para la difusión en nuestro país es fundamental que esto se haga aquí, sobre todo para concienciar a la población en general y a los políticos en particular".

Los aportes de y hacia Argentina

Hörler explicó que en estos días se discutieron temas que son de suma importancia, como la disminución de la utilización de los combustibles fósiles, la generación de áreas boscosas como sumideros del dióxido de carbono, entre otras cosas.

Según el meteorólogo, la Argentina puede contribuir al desarrollo de combustibles limpios:

“Nuestra Patagonia, como se vio en un trabajo que presentaron hace unos días, es potencialmente muy importante para la producción de combustibles basados en el hidrógeno, los que aparentemente serán los combustibles del futuro, libres de contaminación.

“Todos estos contactos internacionales que se están generando a partir de esta cumbre van a ayudar, yo creo, para que en un futuro se trabaje más coordinado. Porque uno de los problemas de Argentina es ese: que los esfuerzos no apuntan hacia una política de Estado; cada uno está por su lado”, aseveró.

Una cuestión de conciencia

Consultado sobre cuáles son los países de la región que tienen mayor conciencia sobre el flagelo del calentamiento global, Juan Manuel señaló:

“Sin ninguna duda Brasil, en alguna medida Chile y México por varias causas. Una de ellas es que los mexicanos interactúan mucho con Estados Unidos. Y Argentina también, pero mientras, se está debatiendo en algunos aspectos que se refieren a la política interna sobre el tema.

“También se está hablando de una especie de comercio que se ha generado, con base en que las empresas que contaminan mucho, o por encima de los valores medios fijados por cada país, deberían pagar una multa que iría como paga a las empresas limpias. Esto puede funcionar para incentivar a disminuir la producción de gases de efecto invernadero”.

Por otra parte, para Ana María no hay conciencia en cuanto a las repercusiones económicas que pueden traer los problemas ambientales:

“Hay muy pocos economistas que están en el tema del cambio climático. Sí se estudia mucho, y lo hemos estudiado, pero no hay muchos especialistas dedicados al tema del cambio climático".

Desplazamiento de la actividad económica

“Por ejemplo, si continúa este problema, la actividad económica se desplazaría. En Argentina, por ejemplo, se vería que toda la actividad económica de cultivos se iría hacia el Sur, con la consecuencia de que los granos no van a salir de la misma calidad que en la zona de la Pampa Húmeda.

“A esto se suma el tema de las inundaciones y los costos que conllevan, y el hecho de que los polos se estén derritiendo puede hacer que muchas zonas desaparezcan, incluidas algunas islas”.

Sobre el final del encuentro, Juan Manuel y Ana María concluyen:

“La Argentina es una especie de oasis. Salvo que haya algún efecto metereológico que se vea agravado, en cuanto a contaminación, seguramente va a ser uno de los países menos afectados cuando esto se agrave totalmente”.

swissinfo, Norma Domínguez, Buenos Aires

En cumplimiento de los estándares JTI

En cumplimiento de los estándares JTI

Mostrar más: SWI swissinfo.ch, certificado por la JTI

Los comentarios de este artículo han sido desactivados. Puede encontrar una visión general de los debates en curso con nuestros periodistas aquí. Por favor, únase a nosotros!

Si quiere iniciar una conversación sobre un tema planteado en este artículo o quiere informar de errores factuales, envíenos un correo electrónico a spanish@swissinfo.ch.

Compartir este artículo

Cambiar la contraseña

¿Quiere borrar el perfil definitivamente?