Navigation

UBS buscará cumplir con Suiza y EEUU

Sede del UBS en Zúrich. El fisco de EEUU causa quedraderos de cabeza al líder de los bancos suizos. Keystone

El fisco estadounidense solicitó al banco suizo información confidencial de clientes suyos que son presuntos evasores multimillonarios.

Este contenido fue publicado el 10 julio 2008 - 14:10

Aclarar si fue fraude o evasión simple, y el respaldo de la Confederación Helvética, serán factores clave para cumplir con la legislación de ambos países sin que esto implique violar el secreto bancario.

La sutil interpretación de la ley y los buenos oficios de la Confederación Helvética serán la torre y el caballo que utilice el UBS en la partida de ajedrez que juega contra la justicia estadounidense para defender el secreto bancario.

Para poner cada cosa en su sitio: La jueza Joan Lenard del Tribunal del Distrito de Florida autorizó (01.07) al 'Internal Revenue Service' (IRS) -fisco estadounidense- a solicitar al UBS información confidencial sobre una larga lista de clientes del banco helvético.

El fallo de la jueza no es fortuito. El gobierno de Estados Unidos tiene presunciones justificadas de que los contribuyentes involucrados evadieron impuestos por el equivalente a 20.000 millones de francos suizos.

Sin embargo, otorgar la información que solicita el IRS implicaría la violación del secreto bancario, razón por la cual se analizan escenarios múltiples.

La institución del secreto bancario

El secreto bancario suizo está fundamentado en el artículo 47 de la Ley Federal de la Banca y las Cajas de Ahorro, que en su acepción moderna entró en vigor en 1934, pero cuyo origen se explica en la Edad Media.

Dicho con simplicidad, todo empleado y/o directivo bancario tiene prohibido dar a conocer a terceros información sobre su clientela (nombre, dirección y monto o tipo de inversiones), so riesgo de ser castigado con seis meses de prisión y una multa mínima de 50.000 francos suizos.

Incluso la Confederación Helvética tiene prohibido acceder a la información de los clientes de la banca helvética.

Es exclusivamente la Comisión Federal de Bancos, como autoridad supervisora del sistema crediticio, la que tiene esta prerrogativa.

Y de acuerdo con la Ley Federal de la Banca, el secreto bancario sólo puede anularse en contados casos:

1) La comisión por parte del cliente bancario de delitos como lavado de dinero, tráfico de drogas, tráfico de armas y fraude.

2) Herencias en litigio o divorcios, en donde parte de la información confidencial de un cliente puede ser revelada.

3) Situaciones políticas de excepción que exigen conservar la reputación de la nación suiza.

Fraude o evasión fiscal

En el caso UBS-Florida no habrá ni penas ni culpables mientras el UBS no revele la información que tiene en su poder.

Y tras el anuncio del Tribunal de Florida, el banco número uno de Suiza ofreció colaborar con las autoridades estadounidenses, obligación que adquirió en el momento en el que decidió operar en Estados Unidos y cotizar sus acciones en la Bolsa de Nueva York (NYSE).

Sin embargo, el UBS moverá todas las piezas a su alcance para evitar que cumplir con Estados Unidos implique la violación de su secreto bancario; lo que, a juicio de la Asociación Suiza de Bancos Privados (ASBP), no tiene por qué suceder.

En Suiza, la evasión fiscal es considerada una infracción administrativa, no un delito perseguido por el sistema judicial. Por lo tanto, no justifica la anulación del secreto bancario.

El fraude, por el contrario, también es perseguido en Suiza.
Konrad Hummler, presidente de la ASBP asegura que buena parte del futuro de este expediente dependerá de la interpretación de la ley.

"Es probable que se trate de casos de fraude y no de evasión fiscal", citó.

Esto significaría que el UBS podría colaborar con la justicia de Estados Unidos y proveerle información sin que esto sea considerado una violación del secreto bancario, ya que Suiza tiene por principio cooperar con las autoridades extranjeras en caso de delito de fraude.

La Confederación Helvética

Por su parte, el Centro de Investigación Coyuntural (KOF) de la Universidad Politécnica de Zúrich afirma que la Confederación Helvética también jugará un rol muy importante porque, cuando existe una investigación judicial, antes de entregar información confidencial a países extranjeros, los bancos suizos requieren 'luz verde' por parte de las autoridades.

De ahí que Suiza tome previsiones y haya enviado ya desde el pasado 20 de junio a una delegación de expertos técnicos del Ministerio de Finanzas y de la Oficina Federal de Justicia (OFJ) a Washington a entrevistarse con las autoridades fiscales estadounidenses.

La misión, de carácter técnico, fue confirmada por Folco Galli, portavoz de la OFJ.

Los expertos económicos del instituto KOF destacan, no obstante, que si bien el secreto bancario suizo está a salvo en el presente, seguirá enfrentando envestidas internacionales en el mediano plazo.

La Unión Europea (UE) ha insistido consistentemente en debilitar dicha confidencialidad y el nuevo gobierno de Estados Unidos trabajará en la misma línea.

Cabe recordar que la evasión fiscal no ha sido un tema prioritario para la administración de George W. Bush, pero sí lo es tanto para el candidato demócrata, Barack Obama, como para el republicano, John McCain.

Mientras tanto, el UBS trabaja con sus mejores abogados y expertos financieros en la búsqueda de caminos y en el objetivo de colaborar con la justicia sin mermar la discreción que ha hecho de la plaza financiera suiza lo que es hoy.

swissinfo, Andrea Ornelas

Datos clave

Suiza tiene 395 bancos que respetan el secreto bancario.

Actualmente, Suiza tiene el compromiso de transferir 15% de las ganancias que generan las cuentas de europeos en su territorio a las haciendas respectivas de la UE, pero sin revelar el nombre del contribuyente.

Algunos países con secreto bancario aparte de Suiza son Luxemburgo, Bélgica, Austria, México, Chile, Colombia, Perú y Argentina.

End of insertion

Contexto

El secreto bancario en Suiza carece de vigencia. Protege al cliente desde que inicia el contacto con un banco para abrir una cuenta o pedir un préstamo, y es válido aunque el contrato no se firme. Del mismo modo, sigue vigente aunque las cuentas se cancelen.

Suiza ha anulado el secreto bancario en casos políticos extraordinarios:

1) Con respecto a las cuentas del dictador filipino Ferdinando Marcos y del dictador nigeriano Sani Abacha, fortunas sobre las cuales ofreció información en cumplimiento a una cláusula constitución que refiere que Suiza debe defender su reputación internacional.

2) Entre 2000 y 2005 publicó más de 25.000 nombres de clientes víctimas del Holocausto.

End of insertion

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

En cumplimiento de los estándares JTI

En cumplimiento de los estándares JTI

Mostrar más: SWI swissinfo.ch, certificado por la JTI

Los comentarios de este artículo han sido desactivados. Puede encontrar una visión general de los debates en curso con nuestros periodistas aquí. Por favor, únase a nosotros!

Si quiere iniciar una conversación sobre un tema planteado en este artículo o quiere informar de errores factuales, envíenos un correo electrónico a spanish@swissinfo.ch.

Compartir este artículo

Cambiar la contraseña

¿Quiere borrar el perfil definitivamente?