Navigation

Los desafíos de Suiza en Estrasburgo

Paul-Henri Spaak, presidente de la primera asamblea consultiva del Consejo de Europa, en la Escuela Politécnica de Zúrich en 1949. RDB

Al asumir la presidencia rotativa del Consejo de Europa desde este miércoles, Suiza deberá abordar las relaciones de Moscú y Bruselas con esta instancia cuya sede se encuentra en Estrasburgo. Ambos casos influyen de manera importante en el proyecto de reforma del Consejo.

Este contenido fue publicado el 18 noviembre 2009 - 08:27

Si todo el mundo subraya la importancia cardinal de la Corte Europea de Derechos Humanos, el entusiasmo disminuye al evaluar las otras instituciones del Consejo de Europa.

Esta instancia, que Suiza preside a partir de hoy y durante los próximos seis meses, debe superar un gran desafío para el futuro del continente europeo.

"Como lo escribió hace una década el antiguo decano del MIT, Lester Thurow, si Europa quiere seguir siendo un actor importante en el mundo, debe encontrar una asociación eficaz con Rusia y sus países periféricos", recuerda el profesor ginebrino Dusan Sidjanski, consejero del presidente de la Comisión Europea, Manuel Barroso.

La apuesta rusa

Una cuestión cada vez más presente en Bruselas, de acuerdo con Nicolas Levrat, director del Instituto Europeo de la Universidad de Ginebra: "Uno de los puntos importantes en juego, del que uno comienza a darse cuenta en la Comisión Europea es la relación con Rusia que justamente es miembro del Consejo de Europa".

Recientemente, el embajador suizo ante el Consejo de Europa se expresó en el mismo sentido: "Numerosos son los que consideran que se requiere de un Consejo de Europa que pueda cuidar el enlace con Rusia y con Turquía (miembro del Consejo desde 1950, ndlr) o que sensibilice a los candidatos a la adhesión a la UE para que asuman la importancia de los derechos humanos y de la democracia", declaró Paul Widmer al diario zuriqués NZZ.

Esto debido a que "los ciudadanos rusos son los generadores del 25% de las demandas presentadas ante la Corte Europea de los Derechos Humanos", señala Giorgio Malinverni, juez suizo del Tribunal de Estrasburgo.

Pero es también Rusia la que bloquea el proyecto de reforma del Consejo, un asunto que Suiza, justamente, impulsará durante su presidencia.

Transición democrática

El Consejo de Europa seguirá entonces su misión principal, que ha desarrollado ya durante la década de los años 90. "El Consejo de Europa tiene un papel histórico para ayudar a los otrora países comunistas a operar su transición democrática, incluida entre ellos, Rusia. Importantes trabajos han sido ya cumplidos por la Asamblea Parlamentaria, además de todo tipo de programas de cooperación gubernamental", comenta al respecto Nicolas Levrat.

Y agrega: "En el marco de la Unión Europea, los famosos criterios de Copenhague -que permiten determinar si un Estado es apto o no a adherirse a la UE- han sido evaluados por el Consejo de Europa, quien los valida. El Consejo de Europa ha jugado en este aspecto el papel de anticámara de la UE."

"Válida en toda Europa, la jurisprudencia de la Corte de Estrasburgo tiende a uniformizar el derecho de sus países miembros, logrando hacer emerger un derecho europeo común", sugiere Giorgio Malinverni.

Esta función normativa es poco espectacular, pero resulta esencial. "Europa puede continuar como pionera en las normas adoptadas por la comunidad internacional. Al G20 –la organización emergente que modificará el papel de las antiguas organizaciones internacionales como la ONU- casi todas las proposiciones provienen de la Unión Europea", subraya Dusan Sidjanski.

Tras Lisboa

El motor de la construcción europea se sitúa en Bruselas y no en Estrasburgo. Un papel aún más evidente con la entrada en vigor del Tratado de Lisboa, el 1° de diciembre próximo.

"Con la entrada en vigor de este tratado, se prevé que la Unión Europea se adhiera a la Convenio Europeo de Derechos Humanos. Las actas de la Comisión Europea serán de este modo cubiertas por el Convenio", explica Nicolas Levrat.

Y el profesor subraya el problema que incita esta cuestión. "Sólo los Estados pueden adherirse al Convenio, y la UE no es un Estado. Este desafío podría surgir ya durante el tiempo que Suiza presida el Consejo de Europa.".

Impacto sobre Suiza

Una presidencia que permita también recordar las repercusiones positivas del Consejo de Europa para Suiza.

"La apariencia de Suiza en el Consejo es muy útil para nuestras redes de la diplomacia informal. Los parlamentarios suizos ya se encuentran muy activos en ello. Los colegas de los países miembros de la UE, en menor medida, tal vez debido a que aquellos más motivados van al parlamento europeo de la UE", diserta Nicolas Levrat.

"El Consejo de Europa es el único lugar donde Suiza participa en la construcción de Europa, donde puede comprender la posición de estos europeos y hacerse comprender por ellos", constata el zuriqués Andreas Gross, vicepresidente de la Asamblea Parlamentaria y presidente del grupo socialista en el seno de ese parlamento.

Frédéric Burnand, Ginebra, swissinfo.ch
(Traducción: Patricia Islas Züttel)

Los órganos del Consejo

El Comité de los Ministros

La Asamblea Parlamentaria (APCE)

El Congreso de los Poderes Locales y Regionales de Europa

La Corte Europea de Derechos Humanos

La Conferencia de Organizaciones Internacionales No Gubernamentales (OING)

End of insertion

El Consejo de Europa

Valores. El objetivo primero del Consejo de Europa es el de crear sobre todo el continente euroeo un espacio democrático y jurídico común, al vigilar el respeto de sus valores fundamentales, de los derechos humanos, de la democracia y del Estado de derecho.

Convenciones. La acción del Consejo de Europa se concretiza con frecuencia a través de los convenios que buscan armonizar las legislaciones nacionales y alinearlos con las normas de la organización. Actualmente hay más de 200 de estos convenios.

Bielorrusia. Fundado en 1949, el Consejo de Europa reúne a 47 Estados y un país candidato, que es Bielorrusia, cuyo estatus de invitado especial fue suspendido por no respetar los derechos humanos y los principios democráticos.

Observadores. El Consejo de Europa cuenta con 5 Estados observadores: Vaticano, Estados Unidos, Canadá, Japón y México.

Estrasburgo. El Consejo de Europa es otro organismo distinto a la Unión Europea. Reagrupa a 27 Estados. Su sede está en Estrasburgo, al norte francés.

End of insertion

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

En cumplimiento de los estándares JTI

En cumplimiento de los estándares JTI

Mostrar más: SWI swissinfo.ch, certificado por la JTI

Los comentarios de este artículo han sido desactivados. Puede encontrar una visión general de los debates en curso con nuestros periodistas aquí. Por favor, únase a nosotros!

Si quiere iniciar una conversación sobre un tema planteado en este artículo o quiere informar de errores factuales, envíenos un correo electrónico a spanish@swissinfo.ch.

Compartir este artículo

Cambiar la contraseña

¿Quiere borrar el perfil definitivamente?