Navigation

El 1° de agosto en los fríos australes de Chile

La casa de la familia Buschor (Berna) albergó la fiesta del 1° de agosto de la ADES. swissinfo.ch

Los colonos helvetas y sus descendientes se dieron cita en diversas localidades del sur de Chile para celebrar, pese a un clima inclemente, los 713 años de Suiza.

Este contenido fue publicado el 04 agosto 2004 - 08:03

Una de las fiestas más pintorescas fue la organizada por la Asociación de Descendientes Suizos de la Araucanía (ADES) en los faldeos de la cordillera de los Andes.

El encuentro tuvo lugar en” Suizandina”, una hostería ubicada en el pequeño pueblito de Malalcahuello, (provincia de Malleco, y que en lengua mapuche significa “corral de caballos”) a 80 kilómetros de la ciudad de Victoria, rodeado de montañas y volcanes nevados.

Desde que los montañeses de los cantones de Uri-Schwyz y Underwal juraron asistirse mutuamente para salvaguardar sus derechos y su autonomía frente a la política de los Habsburgos, en el año 1291, en la pradera de Grütli, han transcurrido 713 años, fecha que los descendientes de colonos radicados en Chile celebran puntualmente desde su llegada a la región en 1883.

Es como estar en los Alpes suizos

“Es como estar en los Alpes suizos, una casa de madera en medio de la cordillera, el fuego en su interior, las banderas, la música, la comida...”, afirmó sorprendida, Patricia Schifferli, cuyos abuelos llegaron provenientes de Döttingen (Argovia) entre 1883 y 1885.

La hostería pertenece a Eva y Tom Buschor, un matrimonio de suizos llegado hace pocos años al lugar desde el cantón de Berna. Ambos se esmeraron en que nada faltara en la mesa, preparando todo con manos y recetas suizas, sorprendiendo gratamente a los asistentes.

Tortillas de papas con cebolla, y pan integral, hicieron parte del menú. No podía ser menos, Tom cuenta con la especialidad de repostería y panadería, adquirida en la ciudad de San Gall.

“Es un agrado y alegría especial al poder ser parte de la celebración, hemos trabajado para que el entorno de este lugar permita una fiesta grata, especialmente con el aporte de mi marido con su trabajo en la cocina, todo hecho con recetas de cocina suiza ” señala Eva Buschor, mientras sus dos hijos nacidos en este país revolotean en medio de la fiesta.

La cálida celebración en el interior de la casona, adornada con banderas chilenas y suizas, además de los banderines que representan a los 26 cantones, contrastaba con los cuatro grados bajo cero que habían en el exterior.

Otras localidades

En Chile, hay ciudades que por la cantidad de descendientes y la articulación de sus organizaciones permiten grandes fiestas de la colonia suiza, siendo las principales las de Victoria, Temuco, Traiguén y Concepción, todas ubicadas geográficamente en el sur del país.

Se trata de la Araucanía, el territorio donde llegaron en 1883, los primeros colonos suizos. Desde entonces, sus descendientes y los “hombres de la tierra” (mapuches, pueblo originario del lugar) han compartido una relación no siempre cordial.

Allí funciona a Asociación de Descendientes Suizos de la Araucanía (ADES). Su actual presidenta es Alice Koller, una suiza originaria del cantón de Appenzel radicada hace seis años en Ercilla. Ella fue la encargada de dar el discurso de bienvenida y plantear las inquietudes que aspiran a concretar como organización.

Intensificar intercambios

“Entre nuestros propósitos, como nueva organización, está poder concretar un sistema de intercambio entre Suiza y Chile, donde los jóvenes hijos de descendientes puedan conocer la cultura, la historia, y alcanzar un mayor conocimiento del idioma y sus tradiciones”, explica a swissinfo.

“Nuestra idea es poder contactar a los descendientes ubicados en otras regiones del país, para trabajar ideas comunes que permitan mantener el lado suizo de nuestros asociados. Para ello es fundamental contar con una sede que sirva de refugio para reunirnos y compartir”, finaliza Alice Koller.

Hasta tres generaciones

En cada lugar en que se celebró el 1 de Agosto en Chile se escucharon las palabras del presidente de la Confederación, Joseph Deiss, al son de las campanas de San Nicolás de Friburgo.

“Debemos tener audacia para contribuir al futuro.. debemos lograr una Suiza solidaria de la que todos podemos estar orgullosos”, se escuchó con emoción en parte del discurso.

La ocasión permitió que se reunieran familias agrupadas en diferentes organizaciones, permitiendo que abuelas, hijas y nietas participaran de esta celebración planificada con meses de anticipación.

Los más ancianos contaron a swissinfo que las celebraciones de antaño no eran radicalmente diferentes a las que actualmente se efectúan: la comida típica, la música, los bailes y trajes típicos daban un marco que se ha repetido en el tiempo.

Este reportaje sigue en "Más sobre el tema"

swissinfo, Nelson Muñoz, Araucanía

Datos clave

El 1° de agosto en el sur de Chile sirvió para gestos de solidaridad por parte de los colonos suizos.

End of insertion

Contexto

Las colectividades suizas de Temuco, Victoria y Concepción festejaron a su manera el 1° de agosto. Dominador común: recordar a los ancestros inmigrantes en la Araucanía.

End of insertion

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

En cumplimiento de los estándares JTI

En cumplimiento de los estándares JTI

Mostrar más: SWI swissinfo.ch, certificado por la JTI

Los comentarios de este artículo han sido desactivados. Puede encontrar una visión general de los debates en curso con nuestros periodistas aquí. Por favor, únase a nosotros!

Si quiere iniciar una conversación sobre un tema planteado en este artículo o quiere informar de errores factuales, envíenos un correo electrónico a spanish@swissinfo.ch.

Compartir este artículo

Cambiar la contraseña

¿Quiere borrar el perfil definitivamente?