Navigation

Críticas a las instituciones de Bretton Woods

Las voces críticas dicen que el FMI y el Banco Mundial no logran reducir la pobreza. Keystone

Los esfuerzos del Fondo Monetario Internacional y del Banco Mundial no son suficientes para reducir la pobreza, sostienen las ONG helvéticas.

Este contenido fue publicado el 23 abril 2004 - 17:25

Las críticas coinciden con el 60° aniversario de la fundación de las instituciones de Bretton Woods.

Para Jean-Claude Huot, secretario de la ONG Declaración de Berna, las dos instituciones financieras internacionales no son suficientemente sensibles a las necesidades de los países en desarrollo.

“El problema principal es que el Fondo Monetario Internacional (FMI) y el Banco Mundial (BM) han prometido demasiadas cosas: luchar contra la pobreza, reformas democráticas, eficiencia, etc. Pero ellas mismas no son democráticas y, por consiguiente, no desempeñan debidamente su trabajo”, afirma Huot.

En su opinión, la prioridad que han otorgado las dos instituciones a la problemática del desendeudamiento no permite reducir la pobreza. Es más, amenaza con debilitar las perspectivas de desarrollo en muchas naciones.

“El FMI no es una agencia de desarrollo. Su tarea principal consiste en ayudar a los países a llevar adelante políticas macroeconómicas”, declara Friederike Pohlenz, portavoz de la delegación suiza en el FMI.

“Esta ayuda es imprescindible para incrementar sus posibilidades económicas y contrarrestar los riesgos de la globalización”, agrega.

Falta de transparencia

Según la Declaración de Berna, la falta de transparencia en el seno de las instituciones de Bretton Woods se percibe también en la forma en que se designan sus directores: la elección se realiza a puerta cerrada.

El cargo de director del FMI suele recaer sobre un europeo, mientras que tradicionalmente se nombra a un estadounidense al frente del BM.

La Declaración de Berna considera que es hora de que el proceso de selección sea más transparente y de que se abra a candidatos de los países en desarrollo.

“Este problema se discutió en el 2000. Se acordó revisar los procedimientos y abrir la selección de los nuevos directores a los representantes de todos los países miembros. Pero hasta ahora todo sigue igual”, subraya Jean-Claude Huot.

También Friederike Pohlenz coincide en que es necesario que las cosas cambien. La delegada suiza recuerda, no obstante, que la Confederación Helvética ha ejercido presión para que el proceso de selección sea más transparente.

La Declaración de Berna solicita al gobierno suizo que asuma una posición firme en el transcurso de la reunión prevista para este fin de semana en Washington y exija que se designe como directores a personas sensibilizadas con los problemas de los países más desfavorecidos.

Según la ONG, las autoridades helvéticas tienen demasiado miedo de exponerse en este campo. Una acusación que rechaza la delegación suiza ante las instituciones de Bretton Woods.

Experiencias útiles

“Desde su adhesión hace más de diez años, Suiza ha luchado para lograr algunos cambios, sobre todo en el ámbito de la transparencia. Por ejemplo hemos conseguido que se publiquen los informes anuales sobre la situación en los países miembros”, afirma Friederike Pohlenz.

A pesar de las reticencias de la Declaración de Berna, Suiza ha encontrado en el FMI y en el BM un lugar para hacer escuchar su voz, opina la delegada.

“Desde nuestro punto de vista, es importante que la Confederación sea miembro de ambas instituciones. Sólo de esta manera podemos tomar parte en las decisiones”, sostiene también Huot.

“Las ONG están en contacto con los representantes suizos en los dos organismos y, además, pueden hacer valer sus posiciones, por ejemplo en la cuestión de la reducción de la deuda externa acumulada de los países pobres ante las compañías multinacionales”, agrega el secretario de la Declaración de Berna.

Huot reconoce que hasta ahora la contribución de Suiza a las instituciones de Bretton Woods ha sido útil. Y cita como ejemplo que el país “ha puesto al servicio del Banco Mundial la experiencia adquirida en los programas de desarrollo”.

swissinfo, Joanne Shields
(Traducción: Belén Couceiro)

Datos clave

1944: fundación del Fondo Monetario Internacional y el Banco Mundial en Bretton Woods, EE UU

184 países son hoy miembros de las dos instituciones

Suiza es miembro del FMI y del BM desde 1992

End of insertion

Contexto

La reunión de primavera de las dos instituciones de Bretton Woods está prevista para este 24 y 25 de abril.

En la agenda figura también la designación del sucesor de Horst Köhler al frente del FMI.

Suiza encabeza un grupo de países que reúne a Polonia, Serbia-Montenegro, Azerbaiyán, Uzbekistán, Kirguizistán, Tayikistán y Turkmenistán.

End of insertion
En cumplimiento de los estándares JTI

En cumplimiento de los estándares JTI

Mostrar más: SWI swissinfo.ch, certificado por la JTI

Los comentarios de este artículo han sido desactivados. Puede encontrar una visión general de los debates en curso con nuestros periodistas aquí. Por favor, únase a nosotros!

Si quiere iniciar una conversación sobre un tema planteado en este artículo o quiere informar de errores factuales, envíenos un correo electrónico a spanish@swissinfo.ch.

Compartir este artículo

Cambiar la contraseña

¿Quiere borrar el perfil definitivamente?