Navigation

CICR insta a no olvidar a miles de desaparecidos

CICR/Mayer

El Comité Internacional de la Cruz Roja exigió más esfuerzos a favor de los miles de desaparecidos en todo el mundo.

Este contenido fue publicado el 30 agosto 2007 - 21:11

La comunidad internacional hace muy poco en este sentido, reiteró la institución en el Día Internacional de los Desaparecidos, este 30 de agosto.

"Miles de familias no saben lo que ha sucedido con sus familiares", señaló Pierre Krähenbühl, director de acciones operativas de la CICR, en la presentación del informe "Personas desaparecidas, una tragedia oculta", en Ginebra.

Cada desaparecido tiene una historia propia, enfatizó Krähenbühl y recordó a miles de civiles arrestados, secuestrados y encarcelados, a las víctimas de ejecuciones masivas y a los soldados muertos que nunca fueron identificados.

"No saber si un miembro de la familia está muerto o sigue con vida crea miedo, impotencia y un sentimiento de profunda injusticia", subrayó el funcionario del CICR. Bajo estas condiciones, los familiares no pueden vivir el duelo y asumir la pérdida.

El informe contiene testimonios personales sobre el sufrimiento al que son sometidos los familiares: "Quiero a mi hijo de regreso, aún cuando de él sólo haya quedado el esqueleto", es el testimonio de Guliko Ekizaschwili, una mujer de Georgia cuyo hijo de 14 años desapareció en medio del conflicto independentista de la república autónoma de Abjasia.

Un drama parecido vive la peruana Rufina Romero, quien perdió el contacto con su hermana a fines de la década de los 80 y todavía la busca. Ambas habían sido separadas de sus padres, también desaparecidos y quienes ya fueron dados por muertos, pero sus cuerpos no han sido hallados.

No obstante, Rufina mantiene la esperanza de que su hermana esté viva: "Cuando tenemos hermanos y padres que han muerto, siempre hay una tumba que visitar, pero en mi caso no sé dónde están los restos de mis padres y de mi hermanita. No sé cómo expresar este dolor."

Krähenbühl puso énfasis en que hay "medidas concretas que podrían tomar los estados y otros actores para evitar tales tragedias". Sin embargo, a menudo falta voluntad política.

En espera de la Convención de la ONU

El CICR destaca la adopción, en diciembre 2006, de la Convención de las Naciones Unidas contra las Desapariciones Forzosas, texto jurídico vinculante que llena un gran vacío en el derecho internacional. Los estados deberían firmar esta convención los antes posible y llevarla a la práctica.

Hasta el momento, alrededor de 60 estados - entre ellos 13 latinoamericanos - han firmado esta convención, pero no todos la han ratificado. Esto dificulta el trabajo del CICR, que en 36 países investiga casos de personas desparecidas. A menudo, estas investigaciones toman años e incluso décadas.

En Bosnia-Herzegovina no se ha aclarado el destino de 13.500 personas. En 1995, al final de la guerra civil, fueron 25.000 los desaparecidos. En Sri Lanka, el CICR busca a 6.000 personas, en Kosovo a 2.040, en Nepal a 950.

Contactado por swissinfo, Marçal Izard, vocero del CICR para América Latina, indicó que es sumamente importante que los restos humanos encontrados sean tratados por expertos, a fin de proteger la información pertinente para su identificación.

Actualmente, casi todos los expedientes de personas desaparecidas contienen elementos forenses. En Perú, el CICR continúa sus esfuerzos para averiguar lo sucedido a las personas que desaparecieron durante el conflicto armado (1980-2000). Para ello, asesora y ofrece capacitación y apoyo a las estructuras forenses locales, indicó Izard (al respecto, el audio: La situación en América Latina).

Situación dramática en Irak

Actualmente, la situación en Irak es especialmente dramática. Solamente entre enero de 2006 y junio de 2007 no pudieron ser identificados alrededor de 10.000 cadáveres encontrados.

De acuerdo a datos iraquíes, desde 1990 han desaparecido entre 350.000 y un millón de iraquíes.

Con motivo del Día Internacional de los Desaparecidos -creado por iniciativa de la Federación Latinoamericana de Asociaciones de Detenidos y Desaparecidos (Fedefam)-, diferentes grupos en todo el mundo llaman la atención sobre el destino incierto de miles de seres humanos.

swissinfo, Rosa Amelia Fierro

Contexto

En diciembre 2006 se aprobó la Convención internacional para la protección de todas las personas contra las desapariciones forzadas.

La Federación de Latinoamericana de Asociaciones de Familiares de Detenidos y Desaparecidos es una organización humanitaria. Se creó en enero de 1981 en San José, Costa Rica.

Tiene estatus consultivo en categoría II ante el Consejo Económico y Social de las Naciones Unidas.

Países miembros de Fedefam en América Latina: Argentina, Bolivia, Brasil, Colombia, Chile, Ecuador, El Salvador, Guatemala, Honduras, México, Nicaragua, Paraguay, Perú y Uruguay.

End of insertion

Datos clave

60 países han firmado hasta hoy la decimosexta Convención Internacional contra las Desapariciones Forzosas.

Los países latinoamericanos que la firmaron: Argentina, Bolivia, Brasil, Chile, Costa Rica, Cuba, Ecuador, Guatemala, Haití, Honduras, México, Paraguay y Uruguay.

End of insertion

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

En cumplimiento de los estándares JTI

En cumplimiento de los estándares JTI

Mostrar más: SWI swissinfo.ch, certificado por la JTI

Los comentarios de este artículo han sido desactivados. Puede encontrar una visión general de los debates en curso con nuestros periodistas aquí. Por favor, únase a nosotros!

Si quiere iniciar una conversación sobre un tema planteado en este artículo o quiere informar de errores factuales, envíenos un correo electrónico a spanish@swissinfo.ch.

Compartir este artículo

Cambiar la contraseña

¿Quiere borrar el perfil definitivamente?