Navigation

Chiapas, tierra de misión para jóvenes suizos

Cuatro años de convivencia con indígenas mexicanos. swissinfo.ch

Entre mazahuas y chamulas, los Schmied fortalecieron su fe cristiana y aprendieron que "el güero" y el que habla español, son mejor escuchados en México.

Este contenido fue publicado el 26 diciembre 2002 - 09:03

La pareja dejó su confort suizo para convivir con los más pobres entre los pobres del país: los indígenas.

Al volver este diciembre a la casa de Epalinges, en la periferia de Lausana, el matrimonio lleva un bagaje de experiencias intensas, emociones encontradas, y a la pequeña Lea entre los brazos.

"Sentimos tristeza por lo que dejamos y estamos contentos por lo que nos espera", comenta Laura en relación con su próximo regreso a Suiza luego de cuatro años de vivir entre indígenas mexicanos en el marco de una misión evangélica para asistir a las comunidades en materias sanitaria y pastoral.

Los Schmied pasaron dos años en tierras mazahuas del Estado de México, donde hallaron una mayor cerrazón y "las misiones son más difíciles" y dos más en Chiapas, con "mayor apertura ecuménica" merced "a gente como Samuel Ruiz".

En principio, Laura y Emmanuel se toparon con el desinterés de los mexiquenses. "Los del campo Mazahua, más cerca de la capital, tienen mas ocupación en la semana y no tanto interés en aprender de la salud".

Pero no sólo percibieron el desdén por sus cursos profilácticos. "Sentíamos allá mucha tensión contra los grupos evangélicos". Explicaron que en algunas comunidades les prohíben enterrar a sus muertos y les niegan el agua para regar sus campos. "En 99 casi mataron a un pastor".

¿Ustedes no tenían miedo?, inquirimos: "Por nosotros no, a un extranjero no lo molestan tanto ya que no saben quién es, de dónde viene. Pero hay agresiones contra indígenas del mismo pueblo".

"No sentíamos peligro contra nosotros, pero sí temíamos por la gente con la que trabajamos, gente indígena que no podía defenderse bien a nivel legal".

Mayor apertura

El cambio a Chiapas les sentó bien. De la aridez del campo mexiquense pasaron a los paisajes montañosos del sureste, a su vegetación espléndida.

Aun cuando reconocen que en esa entidad del sur de la República Mexicana hay intolerancia "incluso de los evangélicos", y saben de los enfrentamientos confesionales en el municipio de San Juan Chamula, indican que la gente es más abierta.

Laura destaca un aspecto que le gustó particularmente, el orgullo indígena de los chiapanecos, el interés por mantener su cultura.

Ernesto participa de ese entusiasmo pero se refiere al abismo entre aquellos que están por o en contra del Ejercito Zapatista de Liberación Nacional (EZLN).

"Cuando hay división en las comunidades el trabajo se dificulta. Por ejemplo, los simpatizantes del EZLN desconfían de las vacunas del Estado, piensan que les van a hacer algo".

Los Schmied trabajaban a veces con el Gobierno para unir esfuerzos ya que sus recursos eran escasos. Hablaban con la gente para tratar de eliminar esa desconfianza, de fomentar la colaboración, no porque tuvieran una especial inclinación hacia la parte oficial sino porque encontraron entre las autoridades "gente con muchos deseos de ayudar".

Una lección especial

Previsto para este fin de año, el regreso a casa entristece y alegra a los Schmied en función de lo que dejan y de lo que reencuentran. En vísperas de su partida, sacan las cuentas de su estancia en la República Mexicana.

"Fue una misión donde aprendimos mucho. Vimos cómo va el mundo. Vivimos desigualdades. Vamos a trabajar en Suiza para ver cómo vamos a involucrarnos en un mundo más justo en el que los ricos no siempre se enriquezcan sobre los más pobres".

"Donde vivimos esas son cosas que sabíamos en teoría. Esto fue para mí más fuerte", confiesa Laura.

Marcela Águila Rubín, San Cristóbal de las Casas

Datos clave

El Departamento Misionero de las Iglesias Protestantes de la Suiza de habla francesa envió a los Schmied a México
El CICEM cuenta con registro desde una modificación legislativa impulsada por Carlos Salinas (1988-1994)
El organismo, ecuménico, trabaja en cinco zonas de la República Mexicana
Samuel Ruiz, obispo de San Cristóbal de las Casas durante 40 años y figura principal en la lucha por los derechos humanos de los indígenas chiapanecos

End of insertion

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

En cumplimiento de los estándares JTI

En cumplimiento de los estándares JTI

Mostrar más: SWI swissinfo.ch, certificado por la JTI

Los comentarios de este artículo han sido desactivados. Puede encontrar una visión general de los debates en curso con nuestros periodistas aquí. Por favor, únase a nosotros!

Si quiere iniciar una conversación sobre un tema planteado en este artículo o quiere informar de errores factuales, envíenos un correo electrónico a spanish@swissinfo.ch.

Compartir este artículo

Cambiar la contraseña

¿Quiere borrar el perfil definitivamente?